PASCUA   2020

PENTECOSTES

La fuerza del ESPÍRITU 
nos hace testigos de Cristo

Celebramos hoy la fiesta de Pentecostés, la venida del Espíritu Santo sobre la Iglesia. 

Si hacemos oración como cristianos, es gracias al Espíritu que reza en nosotros. 

Si, saliendo de nuestro propio círculo, damos la mano al que la necesita, es por la acción del Espíritu. 

Si tenemos pensamientos de bondad y de agradecimiento, es el Espíritu el que nos los comunica. 

Si nos nace del fondo de nuestro corazón el deseo de perdonar y de ser perdonados, es don del Espíritu. 

Si encontramos una palabra viva que nos ilumina o sabemos decir una palabra que dé esperanza, es porque el Espíritu actúa sin parar jamás. 

Si, rompiendo esquemas, dejamos que Jesucristo sea el centro de nuestra vida y el camino del Evangelio nuestra  vocación, es por la fuerza del Espíritu. 

Si nos amamos y queremos hacer comunidad entorno a Jesucristo, es fruto del Espíritu. El Espíritu es el gozo de vivir la fraternidad y la fuerza para ser testigos más auténticos del amor de Dios.
 

PARA REZAR

Ven Espíritu Santo, que eres nuestra luz, brilla en las sombras interiores.
Calienta y transforma nuestros corazones.

Ven, Espíritu Santo que haces tu casa entre nosotros.
Llévanos a los tesoros de tu morada.
Revélanos el viaje interior del amor.

Ven, Espíritu Santo, consuelo y consolador.
Cura las heridas. Calma la ansiedad.
Sé consuelo para todos los que sufren.

Ven, Espíritu Santo, amor de fuego que consume.
Llénanos de entusiasmo por tu visión.
Que el deseo de la Verdad sea vibrante en nosotros.

Ven, Espíritu de sabiduría e inspiración.
Llévanos hacia tu bondad y tu luz.
Dirige nuestro crecimiento y guía nuestros caminos.

Ven, Espíritu Santo, fuerza de los que están heridos.
Sé calor de los corazones helados.
Da fuerza a los indiferentes, cuida de los débiles.

Ven, Espíritu Santo, fuente de nuestra paz.
Sana las divisiones que destrozan la tierra. AMEN.

 

  ORACIÓN        DIARIA    

ORACION PARA APRENDER A AMAR

 

Señor, cuando tenga hambre,

dame alguien que necesite comida;

Cuando tenga sed,

dame alguien que precise agua;

Cuando sienta frío,

dame alguien que necesite calor.

Cuando sufra,

dame alguien que necesita consuelo;

Cuando mi cruz parezca pesada,

déjame compartir la cruz del otro;

Cuando me vea pobre,

pon a mi lado algún necesitado.

Cuando no tenga tiempo,

dame alguien que precise de mis minutos;

Cuando sufra humillación,

dame ocasión para elogiar a alguien;

Cuando esté desanimado,

dame alguien para darle nuevos ánimos.

Cuando quiera que los otros me comprendan, dame alguien que necesite de mi comprensión; Cuando sienta necesidad de que cuiden de mí, dame alguien a quien pueda atender;

Cuando piense en mí mismo,

vuelve mi atención hacia otra persona.

Haznos dignos, Señor,

de servir a nuestros hermanos;

 

Dales, a través de nuestras manos,

no sólo el pan de cada día,

también nuestro amor misericordioso, imagen del tuyo.

 

 

(Madre Teresa de Calcuta M.C.)

© 2020 by parroquia Maria Auxiliadora . C/ Salvador Allende 6,  08830 Sant Boi de Llobregat

Tf.  936 40 22 86   Fax  936 30 29 54    Email  pmariaauxiliadora@gmail.com   

Web manager  jabelweb@gmail.com

Última actualitzación 30 de mayo  de 2020

Parroquia Maria Auxiliadora. Sant Boi

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now